Skip links

Mitos y realidades del e commerce.

El comercio electrónico se ha convertido en una opción cada vez más cercana a los consumidores debido al incremento en la penetración de internet y dispositivos móviles, pero también debido a una abundancia de servicios y productos que hoy en día se comercializan por este canal, con el objetivo de simplificar la vida de las personas.

Así, la conveniencia e inmediatez que brinda el comercio electrónico ha ido derribando algunos mitos que antes eran populares cuando se hablaba de comercio digital, aunque todavía existen creencias erróneas que contribuye a frenar el crecimiento de esta modalidad de comercio. Por ello, hoy revisaremos algunos de esos mitos y cuál es la realidad hoy en día.

Mito 1. El comercio electrónico es para expertos en tecnología

Por supuesto que requiere un grado de conocimientos acerca de tecnología, sin embargo, en la actualidad es posible comercializar desde plataformas digitales que en realidad no requieren una especialización tecnológica. Por ejemplo, los market places como Mercado Libre, Amazon o Linio constituyen una herramienta útil para toda aquella persona o negocio que busque distribuir su producto por internet. El gran beneficio es que no se requiere invertir en una plataforma propia, pero sí se cobra una comisión por los productos que vendas.

Mito 2. El comercio electrónico debilita al comercio tradicional

Ninguna economía en el mundo ha reportado hasta el momento que el comercio esté abandonando la modalidad tradicional de negocios físicos para mudarse a lo digital. Si bien el eCommerce ha ido ganando un lugar importante, sobre todo en regiones como Asia y Europa, lo que ha sucedido en años recientes es una combinación entre ambos modelos, lo que ha creado un panorama más alentador para los negocios, los cuales disponen ahora de mayor exposición y la posibilidad de complementar la experiencia de compra de sus clientes.

Mito 3. El comercio electrónico es impersonal

El hecho de que sea una transacción remota no quiere decir que tenga que ser impersonal. Por supuesto que los románticos del comercio físico valoran la atención personalizada y el trato cara a cara, no obstante, el servicio al cliente puede ser igual de personalizado y enfocado en el consumidor si se aprovechan los datos que brindan los mismos clientes. Recuerda que un comercio digital puede contar con muchas métricas que dan luz acerca de lo que los consumidores quieren, desean y valoran más en una experiencia de compra. Por supuesto que el servicio a cliente puede ser muy sofisticado si se saben interpretar estas métricas y usarlas para mejorar el servicio.

Mito 4.- Los fraudes para los compradores son más comunes en el comercio electrónico

El desconocimiento de cómo funcionan las transacciones en el mundo digital puede generar desconfianza. Son muchas las personas que desconfían cuando se les solicitan sus datos bancarios en una plataforma de eCommerce, sin embargo, de acuerdo con la Condusef, la mayoría de los casos en los que se presenta el robo de identidad se dan de manera presencial. Existen otros factores que pueden poner en jaque una compra online, pero hoy en día se han implementado varios protocolos de seguridad encaminados a garantizar la confianza del comprador, uno de ellos es fácil identificar por el candadito que aparece al principio de la barra de direcciones, eso indica que es un sitio seguro, además, existe un protocolo de doble autenticación que funciona como un filtro adicional.

Estas son sólo algunas de las creencias que aún detienen a ciertos consumidores y dueños de negocios de experimentar con el comercio online, pero pierden de vista que existen dos lados de la moneda y actualmente, el ecosistema digital está evolucionando, combatiendo las concepciones erróneas con herramientas y experiencias que generan confianza.

EN ESTA NOTA: